Partido complicado el que ha disputado el Málaga en Santander, en el regreso del conjunto cántabro a Segunda División. Los costasoleño llegaban con el problema de contar solo con nueve jugadores profesionales en su convocatoria, de los cuales ocho salieron de inicio.

Teniendo en cuenta que la norma obliga a tener al menos a siete jugadores profesionales en el terreno de juego, las dificultades para Víctor Sánchez llegaron cuando Luís Hernández tuvo que abandonar el terreno de juego en la primera mitad por lesión y en el descanso también por lesión Lombán. Finalmente pudo cumplir con la norma y acabar con ocho profesionales en el césped, sumando además tres puntos gracias al gol de Adrián, el primero de LaLiga SmartBank a falta de cinco minutos para el final, que sería suficiente para llevarse los tres puntos.

Los racinguistas pierden, además del partido, a Mario Ortiz para la próxima jornada al haber sido expulsado hoy por doble amarilla.

trekantmedia banner

 

rosebud inicial