Manuel García Cadenas, fisioterapeuta del Cádiz CF Virgili / Trekant Media

Deportivamente el Cádiz CF Virgili concluyó la temporada 2018-2019 en séptima posición del Grupo 5º de Segunda División B con 41 puntos. A lo largo de los nueve meses de competición oficial tan solo han sido tres los jugadores que se han lesionado, algo que ha sido posible al incesante trabajo del Área de Fisioterapia y Prevención de Lesiones del club, cuyo titular es el fisioterapeuta colegiado Manuel García Cadenas, que ha contado con el apoyo de las instalaciones de Santagadea Sport Puerto Cádiz y Kinesys25.

En el ámbito deportivo, se considera una lesión deportiva cualquier problema músculo-esquelético que impide al deportista competir en condiciones normales en las fechas señaladas de las correspondientes competiciones oficiales.

La primera lesión diagnosticada en el Cádiz CF Virgili y que impidió al jugador formar parte de las convocatorias de su entrenador fue la de Andrés Macías 'Andresito', que con un esguince de tobillo de Grado III su recuperación se prolongó durante dos meses al tratarse de una lesión recidivante. El Área de Fisioterapia y Prevención practicó trabajo de fisioterapia pasiva, compuesto por fisioterapia manual y fisioterapia invasiva, continuado de un trabajo de fisioterapia activa, con el apoyo de las instalaciones de Santagadea Sport Puerto Cádiz. Tras recuperarse de la lesión y regresar a las convocatorias, Andresito acabó firmando por la AE Palma Futsal para jugar en el equipo filial.

Otra lesión diagnosticada fue la del capitán, Felipe Meléndez, con fisura en el maleolo peróneo, que lo mantuvo alejado de las pistas de fútbol sala durante dos meses en el tramo final de la competición. En este caso el Área de Fisioterapia y Prevención del Cádiz CF Virgili, tras las tres semanas de inmovilización de la pierna, comenzó un trabajo de fisioterapia pasiva que se prolongó durante semana y media, y posteriormente se practicó otra semana y media de fisioterapia activa. Durante dos semanas el jugador estuvo en el periodo llamado de 'return to play' o de vuelta al grupo. Finalmente pudo ser convocado y acabó la temporada como jugador recuperado.

La última lesión fue la que se produjo Iván Jiménez en el último partido de liga ante la UD Coineña. En este caso, el jugador inició su recuperación en las semanas posteriores, garantizándose que pueda llegar en óptimas condiciones al comienzo de la pretemporada, previsto para el mes de agosto.

El Área de Fisioterapia y Prevención de Lesiones consta de diferentes mecanismos para tratar de reducir el número de lesiones y, cuando estas se produzcan, disminuir los plazos de recuperación y evitar a toda costa cualquier recidiva (recaída). 

Inicialmente se realiza una valoración completa en pretemporada, en la cual se realizan tests sobre movilidad, fuerza muscular, control neuromuscular, electromiografía, chequeo ecográfico de zonas conflictivas, tests enfocados a acciones funcionales de futbol sala y un cuestionario personal sobre historial lesivo para los jugadores que se incorporan a la plantilla.

El segundo paso es, en base a estos tests de la fase inicial, la puesta en marcha de un trabajo individualizado para cada jugador con el objetivo de mejorar los déficits que se reflejan en la valoración.

Y por último, si se termina produciendo una lesión, se procede a tratar específicamente al jugador, añadiéndose la repetición de dicha valoración para conocer en qué estado se encuentra tras la lesión, y evitar que dicha lesión se vuelva a producir.

aytodecadiz playas2020 digital v001 portaldecadiz togif robapaginas 300x300px

trekantmedia banner

 

rosebud inicial