Foto: LaLiga

El técnico cadista en comparecencia tras el partido hablaba de lo que había sido la victoria lograda en el día de hoy y lo que significa para estar tan cerca de conseguir el ascenso. “Es verdad que es un triunfo importante y sabemos que como mínimo había que ganar uno. Tenemos este. Por lo que vemos se hace muy difícil jugar bien. Muy complicado, muchos nervios. Estamos en una situación que no es normal y al jugador le cuesta muchísimo. Ahora lo importante era ganar y por mucho que intente mejorarlo lo que haces es equivocarte más. Contentos con el resultado. Sabemos que podemos jugar mejor, pero también que es muy difícil ahora jugar bien y ganar. Es difícil conseguir las dos cosas”.

Sobre cómo se puede gestionar la tensión de tenerlo tan cerca, reconocía que “no se gestiona. Cada uno lo hace como puede. El cuerpo técnico echa una mano y también tiene que hacerlo por sí mismo. Entre todos tranquilizarnos, motivarnos, pensar en lo que tengamos que hacer para estar tranquilos y conseguir la energía que necesita este tipo de partidos. Entrenar, descansar bien y saber que el siguiente partido, juguemos igual de bien o igual de mal, es igual de importante”.

Habló también de la imagen que tenía el vestuario tras el choque y de cómo se encontraba él mismo. “Han estado cantando y celebrando el partido, nada más. Están contentos porque saben que cada partido es una final. Yo estoy nervioso porque soy una persona que en momentos como este afloran los nervios, aunque parezca que soy muy tranquilo”.

El partido de hoy tiene además el componente de sosiego para esperar el resto de la jornada. “Sabíamos que no ganar aquí y que los resultados no acompañaran podrían apretar las cosas de nuevo. Hemos ganado cierta tranquilidad ante un posible tropiezo, pero nada más. No hemos ganado nada. El siguiente puede ser el definitivo o no. Ahí somos buenos, estamos nerviosos, pero hasta el final no se va a celebrar nada. Tenemos que jugar los partidos como sabemos, aunque no sean bonitos. Vamos a intentarlo hasta el final”.

Preguntado sobre si se imaginaba en esta situación a falta de tres jornadas antes de reiniciarse el campeonato tras el parón, explicaba que “No me lo imaginaba. No pensaba que podríamos tener el objetivo tan cerca a falta de tres partidos y que esto pasaría en las últimas jornadas. Sé lo que habíamos trabajado y el trabajo que cuesta llegar a estos puntos. El 69 es un número muy bonito y muy difícil”.

Mandó también un mensaje a la afición, que está deseosa de ver cumplido el objetivo. “A la gente decirle que siga siendo de su equipo, que lo apoye. Que hemos llegado hasta aquí y que lo que he visto aquí o lo he visto en ningún sitio”.

aytodecadiz playas2020 digital v001 portaldecadiz togif robapaginas 300x300px

trekantmedia banner

 

rosebud inicial