El técnico de la Real Balompédica Linense ve con optimismo los encuentros que le restan antes de acabar el 2019. El primero de ellos ante el Cádiz B este domingo. “En el último partido tuvimos una mala gestión de los últimos 25 minutos que nos hizo perder los puntos. Nos dio rabia, pero ahora tenemos dos partidos en casa antes de Navidad y hay que sacar un buen resultado”.

Jordi Roger contará con varias bajas para el choque ante los amarillos. Forján, Alcalde, Igor Martínez, Koroma, Kaya, Bandaogo y Camacho. “Es desesperante. Parece cosa de Cuarto Milenio”.

Del Cádiz B destacó que “son jóvenes, tienen talento y compiten muy bien. Es filial diferente al resto y nos va a exigir mucho. Es un rival muy duro que no está ahí por casualidad”.

trekantmedia banner

 

rosebud inicial