Se acaban los calificativos hacia la temporada que está realizando el filial cadista en su primera campaña en la historia en Segunda División B. De la mano de Juanma Pavón el Cádiz B disfruta de una posición más que meritoria sexta posición en la tabla y además está aportando jugadores al primer equipo.

Los amarillos demuestran un gran esfuerzo en cada partido y su compromiso con la camiseta. Un vestuario que, al igual que el de la primera plantilla, destaca por su unión y compañerismo. Hoy han dado prueba de ello con una barbacoa realizada tras el esfuerzo de la sesión de trabajo preparatoria para el atractivo choque de este fin de semana ante la Real Balompédica Linense. El delegado Adri Cuez fue el encargado de hacer de cocinero.

trekantmedia banner

 

rosebud inicial